20mlogo

Cabeceras-SECCIONES-ESTIMULANTE

Una pareja invierte toda una vida en salvar un ecosistema en India

Esta es la historia de amor de una pareja por un ecosistema único. Una historia de dedicación y de entrega para salvar la biodeversidad de un paraíso en la tierra que aclama ayuda y protección.

 

El distrito de Kodagu, al sur de India, sufre una deforestación extrema wildlife forest culturainquieta

 

Pamela Malhotra y su marido Anil Malhotra son los dueños de Sai Sanctuary, un santuario de fauna privado en India que llevan reforestando y protegiendo desde su creación en 1991. Hoy en día, el santuario tiene más de 121.000 hecatáreas de terreno que dan hogar a más de 200 especies amenazadas de plantas y animales, incluyendo elefantes asiáticos y tigres de Bengala.

“Cuando llegamos aquí al principio, la mayoría de tierras que nos habían vendido estaban abandonadas” dijo Pamela. “Campos abandonados de arroz, de café, de cardamomo. Estaba muy deforestado. Y llevó muchos años, mucho cuidado y mucha energía volver a replantarlo.”

El santuario está en el distrito de Kodagu, una parte de la India que era 86% bosque en 1970, pero hoy por desgracia solo es un 16%. La pareja está arreglando el medio ambiente asegurándose de que los bosques puedan ser refugio para los animales, y que estos  mantengan a su vez un bosque sano. “Ambos sentimos gran alegría cuando paseamos por el santuario,” dijo Pamela. “Nunca he sentido tanta felicidad con otra cosa que haya hecho en mi vida.”

 

Pero Pamela Gale Malhotra y su marido, Anil Malhotra, decidieron luchar contra esowildlife forest culturainquieta1

 

 

La pareja fundó el santuario Sai en 1991

wildlife forest culturainquieta2

 

 

Desde entonces, han estado replantando árboles y expandiendo el santuario.  

wildlife forest culturainquieta4

 

 

Da hogar a más de 200 especies amenazadas de plantas y animales, incluyendo elefantes asiáticos

wildlife forest culturainquieta5

 

 

“Cuando llegamos aquí al principio, la mayoría de tierras que nos habían vendido estaban abandonadas”

wildlife forest culturainquieta6

 

 

“Campos abandonados de arroz, de café, de cardamomo. Estaba muy deforestado”

wildlife forest culturainquieta7

 

 

“Y llevó muchos años, cuidado y energía volver a replantarlo”

wildlife forest culturainquieta8

 

 

Pamela espera que el bosque continúe expandiéndose y siendo protegido

wildlife forest culturainquieta11

 

 

“Ambos sentimos gran alegría cuando paseamos por el santuario”

wildlife forest culturainquieta12

 

“Nunca he sentido tanta felicidad con otra cosa que haya hecho en mi vida”

wildlife forest culturainquieta13

 

Más info: SAI Sanctuary

h/t: Bored Panda 

 

logo