Vivian Gornick, la escritora feminista rescatada por el cine actual

Vivian Gornick es una escritora y activista feminista de Estados Unidos. Una de sus obras de referencia, "Apegos Feroces", ha sido referenciada últimamente por dos cineastas nacionales, pero… ¿por qué?

Vivian Gornick de mayor.

En el libro Apegos Feroces, la autora cuenta su experiencia personal. Saió publicado en 1996 en EE.UU, pero no llegó a España hasta 2019, de la mano de la editorial Sexto Piso.

El texto supuso un antes y un después en lo que refiere a la concepción del trato humano y, pese a que llegó a España 30 años más tarde de su publicación original, tuvo un éxito considerable y a día de hoy cuenta con varias ediciones.

Recorte de la portada de Apegos Feroces, publicado por Sexto Piso en España.
Recorte de la portada de Apegos Feroces, publicado por Sexto Piso en España.

En el panorama cinematográfico nacional, este 2023 se han estrenado dos películas muy laureadas que mencionan directamente a la escritora y activista feminista Vivian Gornick.

Por un lado, la directora Elena Martín Gimeno ha presentado su segunda película, Creatura, estrenada el pasado septiembre. En ella nos narra su forma de encarar la vida y el deseo a través de Mila, un personaje que transita entre la infancia, adolescencia y edad adulta.

Aunque la película se puede interpretar desde los problemas no resueltos con su padre, conforme pasan los minutos nos damos cuenta de que Mila también tiene muchas heridas y cicatrices abiertas con su madre.

Mila adulta conversando con su padre en la película Creatura.
Mila adulta conversando con su padre en la película Creatura.

Más concretamente, hay una escena en la que Mila adulta, interpretada por la propia directora, habla con su madre y esta le cuestiona por qué le regaló Apegos Feroces. Cuando se le preguntó a Elena Martín Gimeno por esta escena, ella respondió:

“Cuando Mila valora como adulta la dificultad que implica la asunción de esas tareas desagradecidas del cuidado esencial no es capaz de reconocerla como figura clave en tu vida (a su madre). Le tengo mucho cariño a esa escena de Apegos feroces, que es una escena más emocional que racional”, Elena Martín Gimeno.

El personaje de Mila adulta llena de reacciones cutáneas siendo curada por su madre.
El personaje de Mila adulta llena de reacciones cutáneas siendo curada por su madre.

Paralelamente, la actriz Itsaso Arana se ha estrenado este año como directora y guionista de su primera película: Las chicas están bien. La historia sigue el viaje de un grupo de amigas que acuden a una casa de campo para ensayar una obra de teatro. La dramaturga de la obra, y protagonista de la película, es la propia Itsaso Arana.

Las cuatro coprotagonistas del filme Las chicas están bien ensayando la obra de teatro.
Las cuatro coprotagonistas del filme Las chicas están bien ensayando la obra de teatro.

Durante toda la película persiste un leitmotiv entre las protagonistas: refencian en varias ocasiones el cuento de la Princesa y el guisante, una fábula que siempre le ha fascinado a Arana.

Este cuento de Hans Christian Andersen sigue el viaje de un príncipe en busca de su princesa. En la historia, la reina del cuento le tiende un plan a la princesa para desacreditarla, pero esta demuestra que pertenece a la realeza porque no consigue dormir por culpa de un guisante bajo los colchones.

Itsaso Arana dirigiendo Las chicas están bien.
Itsaso Arana dirigiendo Las chicas están bien.

Hacia el final de Las chicas están bien, una de las protagonistas reflexiona sobre la molestia que supone el guisante, y dice: “La princesa no buscaba al príncipe, buscaba al guisante”. Esta reflexión está extraída de La mujer singular y la ciudad, un texto de Vivian Gornick que se publicó en 2015 y que Itsaso Arana leyó una vez ya entrada en la vida adulta.

“Lo que me decía Gornick es que mi insatisfacción, eso de sentirme demasiado sensible y temer que no encajaba en el mundo, puede también ser una fuerza. La fragilidad nos puede empujar a crear", Itsaso Arana.

Behind the scenes de Las chicas están bien.

Definitivamente, escritoras como Vivian Gornick logran ofrecernos nuevas perspectivas de entendimiento dentro de la experiencia femenina, y también fuera de ella. Joan Didion, Dacia Maraini y Annie Ernaux, por mencionar a algunas más, consiguen plantearnos dudas como mujeres y como seres sociales. Sus reflexiones, aunque intrínsecamente ligadas a la feminidad, pueden leerse desde cualquier prisma humano y adaptarse a la realidad actual.

Apúntate a nuestra newsletter

Únete a nuestra comunidad. Así podremos invitarte a los eventos que organizamos y estarás al tanto de convocatorias y concursos.