protesta

protesta

Trabajadores de la construcción de Milán colocaron, en febrero de 2013, cerca de 9.000 cascos amarillos ante la sede de la bolsa de la ciudad italiana en protesta por la profunda crisis en el sector, que ha dejado en el paro a unas 550.000 personas en la región de Lombardía.

 

Cultura Inquieta logo