LeicaThe world deserves witnesses - Leica

La fotógrafa venezolana Ana María Arévalo capta el poder de la música para derruir barreras

Con su serie Sinfonía desordenada, la venezolana se adentra en los hogares de unos músicos que se impusieron a las restricciones del virus y lograron grabar un álbum desde sus hogares.

 

leica ana maria arevalo sinfonia desordenada fotografia serie venezuela musica 5
Sinfonía Desordenada, © Ana María Arévalo.

 

La pandemia de la COVID-19 ha cambiado la manera de relacionarnos, reduciendo las interacciones sociales y confinándonos en nuestros hogares. Esta situación, que se inició en 2020 y sigue vigente a día de hoy, afectó de lleno a la Orquesta Sinfónica Gran Mariscal de Ayacucho, una banda nacida en 1989 en el seno de El Sistema, el programa venezolano de educación musical para jóvenes desfavorecidos.

Como solución para mantener viva la orquesta a pesar de las distancias físicas surgidas por el virus, su directora, Elisa Vergas, y el cantante de la banda de ska Desorden Público, Horacio Blanco, lanzaron el proyecto de colaboración Sinfonía Desordenada.

 

leica ana maria arevalo sinfonia desordenada fotografia serie venezuela musica 2
Sinfonía Desordenada, © Ana María Arévalo.
leica ana maria arevalo sinfonia desordenada fotografia serie venezuela musica 1
Sinfonía Desordenada, © Ana María Arévalo.

 

Bajo esta iniciativa, los 75 músicos de la orquesta y los músicos de ska grabaron un álbum de arreglos sinfónicos con clásicos de ambas formaciones. Pero no fue una grabación al uso, sino que cada participante lo hizo íntegramente con su teléfono móvil desde su casa.

Convertida en un símbolo de resiliencia y resistencia del espíritu humano, Sinfonía Desordenada fue seleccionada por el National Geographic Society para un proyecto fotográfico con Ana María Arévalo.

Equipada con sus cámaras Leica M10, M11 y SL2S, Arévalo se adentró en las casas de los músicos de Sinfonía Desordenada para conocer la historia personal de cada integrante de la banda y cuáles eran sus dificultades a la hora de grabarse haciendo música en sus casas con sus móviles.

“Fotografiar el proyecto Sinfonía Desordenada y pasar tiempo con los miembros de la orquesta me enseñó que, al igual que la fotografía, la música también puede usarse como arma para luchar contra la desesperación, para resolver adversidades y para estar al servicio de nuestras comunidades. Es una forma poderosa de transformar almas, de llevar esperanza o de contar historias. La música es una forma de conectar con personas desconocidas y de unirlas, te permite estar presente en el momento, experimentar una inmediatez, es una satisfacción directa de ser consciente en el ‘aquí y ahora’. La fotografía y la música tienen en común que la forma en que se construyen y secuencian las narrativas fotográficas están en su mejor momento cuando se construyen como una canción, con un cuerpo energético principal pero con puentes, silencios, armonías y silencios".

 

leica ana maria arevalo sinfonia desordenada fotografia serie venezuela musica 4
Sinfonía Desordenada, © Ana María Arévalo.
leica ana maria arevalo sinfonia desordenada fotografia serie venezuela musica 3
Sinfonía Desordenada, © Ana María Arévalo.

 

El trabajo de Ana María Arévalo, también venezolana, ha sido reconocido con el Premio Internacional de Fotografía LOBA 2021, es exploradora de National Geographic y becaria del Pullitzer Center on Crisis Reporting. Su experiencia y talento nos regalan esta serie de imágenes en las que podemos ver a los integrantes de Sinfonía Desordenada en su más pura intimidad, creando música y más tarde en los conciertos de lanzamiento del proyecto, donde, al fin, pudieron tocar juntos.

Ahora, la serie Sinfonía Desordenada llega en forma de exposición a Madrid. Comisariada por Matías Costa, la muestra reúne una selección de 25 fotografías que podrán verse en Leica Gallery Madrid desde el 28 de enero hasta mediados de abril. La entrada a la exposición es gratuita. Además –e importante– el 60% de lo recaudado en la venta de cada fotografía se destinará, por deseo de Ana María Arévalo, a la Fundación Ayacucho.

Ana María Arévalo: Sinfonía Desordenada

 

Por